Entrevista Manel Aguilar, socio de MatWrapps: "El wrapping, un sistema a tener muy en cuenta si hablamos de personalización y decoración"

20 marzo 2019

A pocos días del pistoletazo de salida de Graphispag avanzamos una de las tendencias que se podrán ver y vivir en la feria: el wrapping, un sistema que, si bien está muy vinculado a la decoración de vehículos irrumpe con fuerza en otros sectores como el diseño de interiores.

Para saber más sobre este innovador método hablamos con Manel Aguilar, uno de los socios fundadores de MatWrapps, empresa que nació hace casi 20 años en Sabadell. En sus inicios se dedicaban a la rotulación comercial, pero decidieron reinventarse para explorar nuevas posibilidades en otros sectores, así como para llegar a nuevos clientes. Con Manel hablamos de wrapping y de lo que espera encontrar en la próxima edición de Graphispag.

Para aquellas personas que no saben exactamente en qué consiste el wrapping, ¿nos puedes explicar en qué consiste y cómo fueron sus inicios?

El wrapping es la versión moderna, limpia y de futuro que convierte cualquier objeto, espacio, vehículo o mobiliario en algo personalizado, con color o con imagen. Después de su uso, se puede recuperar la superficie original, ya que es un material que actúa como protección y que, en el caso de los vehículos, puede aumentar el valor de reventa con el color original intacto. Los inicios de esta técnica van ligados al desarrollo de la impresión, ya que los fabricantes de vinilos no comenzaron a fabricar gamas de colores como las que conocemos actualmente hasta mucho después de utilizar las gamas para impresión digital.

Al principio, nos encontrábamos desde fabricantes que usaban la tecnología de impresión por transferencia térmica hasta los que usaban bases de agua con láminas de protección muy gruesas, pasando por las impresiones con tintas solventes puras que dejaban el vinilo muy gomoso, similar al aspecto de un chicle, difícil de instalar. Afortunadamente esto ha cambiado mucho, las aplicaciones son más cómodas y rápidas si bien su uso se ha complicado porque los fabricantes han especificado mucho cada material para un uso concreto, lo que hace que el aplicador tenga que estar al día de todos los materiales y marcas del mercado

Imagen cedida por MatWrapps

Aunque este sistema está muy vinculado a los vehículos, ¿en qué nuevas áreas está evolucionando y se está implementando?

Tradicionalmente en España el wrapping no ha estado tan vinculado al mundo del motor como ha sucedido en otros países como EEUU, Alemania o Italia, por ejemplo. En este sentido, no hemos visto la misma evolución del wrapping de vehículos que en otros lugares. En España el wrapping se ha centrado más en la rotulación de coches dentro del ámbito publicitario y comercial y, en menor medida, en la personalización de los particulares. Sin embargo, como bien dices, está evolucionando hacia sectores como el de la arquitectura y la decoración de interiores y es ahí donde estamos buscando posibilidades de futuro.

Creemos que los negocios turísticos, hoteleros, de restauración, así como también promotores y constructores empezarán dentro de poco tiempo a considerar el vinilo como un elemento más dentro del portfolio de productos para decorar y personalizar zonas arquitecturales.

De los trabajos recientes que habéis llevado a cabo ¿Cuáles destacarías en los ámbitos de impresión de gran formato y diseño de interiores?

Al margen de todo el vinilo ferial, es decir, el instalado en las ferias y stands de expositores de cualquier recinto, cada vez más los organizadores de eventos confían en nosotros para decorar o cambiar la imagen general de las zonas comunes y el espacio general de la feria en sí. Eventos internacionales tan importantes como el Mobile World Congress, el Festival de Cannes, Bread and Butter han confiado en nosotros para decorar espacios integrales de recepciones y accesos.

Marcas como Napapijri, North Face, Salomon, Reef, nos han encargado proyectos para decorar sus corners en centros comerciales. Allí, por ejemplo, sólo tenemos una noche para hacer el cambio de imagen de una campaña de invierno a una de verano, utilizando como único material el vinilo. Con él somos capaces de modificar el aspecto final de todo el mobiliario y también del suelo, paredes etc. En este sentido, en el sector del retail textil el vinilo ha sido muy bien recibido. Ahora estamos haciendo incursiones en el mundo de la construcción adaptándonos a las normativas de seguridad como es el caso de las puertas de contención anti-incendios. Utilizamos diferentes tipos de vinilos y acabados especiales de la gama arquitectural, así como los materiales de la gama DINOC de 3M que cumplen todas las normativas necesarias y transformamos, al gusto del cliente, puertas grises que parecerían feas y viejas en puertas de acabados cálidos de madera.

Imagen cedida por MatWrapps

¿Qué ventajas tiene el wrapping que no tengan otros sistemas?

Rapidez, limpieza, distintos e infinitos acabados, y posibilidad de recuperar el color original. Éstas son las ventajas que destacaría en mayor medida.

En Graphispag vais a contar con un espacio de demostraciones. ¿Nos puedes avanzar un poco más qué van a encontrarse los visitantes que vayan a veros?

Es un espacio en el que llevamos años pensando y queremos demostrar al visitante profesional o particular las posibilidades de aplicación del vinilo en vehículos y arquitectura. Sin duda, el wrapping es un sistema a tener muy en cuenta si hablamos de personalización y decoración y tiene que tener visualización en la feria.

Junto a Graphispag hemos organizado diferentes sesiones durante los días de feria, patrocinadas por marcas de vinilo que, en algunos casos, aportan sus propios instaladores. De todas formas, la gran mayoría de demostraciones estarán realizadas por miembros del recientemente constituido GAWI Gremio Aplicadores Wrapping Iberia quienes, trabajando en conjunto como en una especie de "performance" y al ritmo de la música, mostrarán la transformación un vehículo o una mini-casa en un unos 30 o 40 minutos.

¿Qué planes de futuro tenéis en torno al wrapping?

A nivel empresarial Matwrapps hace cambios importantes en su estructura cada 5 años. Ahora toca. Hemos trabajado en los últimos ejercicios para crear una oferta especialmente dedicada al vehículo y viendo hasta dónde hemos llegado, hemos decidido variar un poco el rumbo. Dejamos la infraestructura de instalaciones grandes con más de 1.000 m2 dedicados solo al vehículo y en una sola ciudad, para pasar a trabajar en instalaciones más pequeñas y de propiedad, donde no nos centraremos tanto en los vehículos sino que enfocaremos más nuestra oferta a vinilos arquitecturales.

¿Qué supone para vosotros una feria como Graphispag?

Para el Gremio Aplicadores Wrapping Iberia es un buen lugar para darse a conocer. Para mí, personalmente, conseguir este espacio de demostraciones es el colofón a una idea que llevaba años rondando en mi cabeza. Estar en una feria como Graphispag hace que la repercusión del vinilo y de los aplicadores vaya en aumento exponencial. Espero que esta apuesta por el wrapping continúe en próximas ediciones de la feria y podamos seguir viendo y dando a conocer innovadoras aplicaciones en función de hacia dónde los fabricantes enfoquen los materiales.

Cristina Benavides, colaboradora de Graphispag